Descubrir nuestra verdadera identidad

Olvidamos para recordar y recordar es necesario para comprender:  ¿Quién soy?,  ¿para que estoy aquí?, ¿cuál es mi propósito superior en esta gran obra de teatro llamada vida?

Nos hemos apegado a una identificación errónea, basando nuestra identidad en el lugar donde nacimos, nuestro género, nuestra escolaridad, nuestra profesión, nuestras creencias, la religión, el color de la pie , nos apegamos a un rótulo que es impermanente y que en cualquier momento puede cambiar y que además nos causa sufrimiento si alguien nos critica, nos juzga o está en desacuerdo con “eso “ que creemos que nos define.

En la saciedad de las cosas externas comienza la inercia, ahí se acaba la sed de vivir.

Nos agotamos tratando de defender, controlar eso que nos define: la casa, el carro, la profesión , el estatus social,  y un sin número de adjetivaciones de las que dependemos para ser felices.

Cuando comprendo,  que el Yo verdadero, tiene que ver con el alma, esa energía pura, ilimitada, infinita que no se agota, que trasciende el tiempo y el espacio empiezo  a vivir desde la verdad de mi  Yo interior y comprendo que no es mi nombre, ni la posición social ni mi  poder adquisitivo lo que verdaderamente define mi éxito, sino, la propia victoria sobre mis debilidades y pretextos que me hacen postergar mis sueños.

Es en la meditación, ese espacio donde puedo conectar con la voz susurrante de mi verdadero SER donde he encontrado mi consciencia del alma, donde puedo descansar en la paz, el amor y el verdadero poder.

Desde esa conciencia-alma puedo ver más allá de lo meramente evidente, me libero de querer controlar a los demás y puedo anclarme en mi propia calma y serenidad.

Desde este despertar a mi visión interior despierto mi propio fuego del corazón que me despierta una genuina sed de vivir, una sed genuina de SER quien verdaderamente SOY.

Vivir desde la verdad de mi Yo interior me permite:

  • Ser tal como soy
  • Ver lo bueno de los demás
  • Desarrollar más amor incondicional
  • Respetarme y respetar a los demás tal como son
Hoy te inspiro a que escuches esa vocecita de sabiduría innata que yace en tu interior, esa que te habla desde tu profunda conciencia, esa voz que solo se escucha cuando percibimos el silencio detrás del silencio.

Te invito a que te animes a este ciclo de SER y ESTAR en paz. Un espacio diseñado para acompañarte a encontrar tu nivel de conciencia-alma donde tus pensamientos son más lentos y pacíficos  y donde puedes cultivar la tranquilidad  para sobrepasar los retos que implica la vida .

Que tengas una serena determinación de encontrar la paz dentro de ti

Xiomara Xibillé

Deja un comentario